Sexo: 10 palabras hot para que las mujeres exciten a los hombres

Los hombres pueden caer rendidos a los pies de las mujeres a través de palabras calientes que solo pueden encontrar satisfacción en el sexo.

Sexo en palabras

Las palabras pueden encender la llama de la pasión en solo un segundo.

25 de Enero de 2019 0:15 am.

Las palabras calientes suelen ser el mejor estimulante para que las parejas encuentren el placer en el sexo. La capacidad para encender la sexualidad es innata tanto en hombres y mujeres. 

Pero para ello es necesario algo de creatividad y un buen repertorio de vocabulario para encender la pasión en un instante.

LEE MÁS: Sexualidad: tu hombre gime durante el sexo ¿qué lo provoca? [FOTOS]

La mayoría de personas lo conocen como palabras sucias pero no solo es eso, sino el momento que lo dicen, como lo dicen y que le pides a tu pareja. 

En su mayoría las mujeres no saben que palabras de alto voltaje utilizar, por eso en la siguiente nota de sexualidad te damos 10 palabras que lograrán que tu compañero disfrute tanto como tú su actividad sexual.

Los científicos han comprobado que escuchar palabras cargadas de alto voltaje erótico estimulan la transmisión de dopamina, una hormona que juega un rol esencial en la excitación sexual.

Esto significa que usando las palabras indicadas, podemos aumentar la intensidad emocional y física de la experiencia. En la página UniversoAlessandra te enseña cómo:

1. Jadeos y respiraciones agitadas primero

Para iniciarnos en la conversación erótica es mejor que comencemos por “sugerir” más que hablar. Unos jadeos sensuales en el momento justo, pueden hacer que nuestra pareja explote, y nosotras aún nos mantendremos en una “zona de confort”.

2. El “cómo” vale más que el “qué”

En ocasiones, no es tanto lo que dices, sino cómo lo dices. No es necesario que seas procaz, soez o vulgar. Puedes usar las mismas frases de siempre, con la diferencia de que le das un tono más sensual. El clásico “qué te gustaría ahora” o el “qué rico cuando me tocas ahí”, suenan diferente si las acompañas de un jadeo.

MIRA TAMBIÉN: Sexualidad: estas serán las 5 formas de tener sexo en el futuro

3. Dile lo que le vas a hacer

Es importante recordar que  las conversaciones de alto voltaje, no solo se dan durante el sexo: tómalo fuera de guardia y cuando menos lo espere,  le susurras al oído qué le vas a hacer y dónde, y dale el punto final a tu frase, con un besito húmedo en su oído.

4. Describe tus sensaciones

Focalízate en tus sensaciones y en la manera en que tu cuerpo se estremece, y luego descríbele todo eso a él. No es necesario que sobreactúes, simplemente relata lo que estás sintiendo. ¡A los hombres les encanta saber cuánto te excitas!

5. Introduce ciertas “palabritas”


Los hombres adoran que nombremos las partes de su cuerpo con palabras un poco más fuertes que las que nos dice el diccionario ginecológico.  ¿Qué palabritas se te ocurren a ti?

PUEDE INTERESARTE: Sexualidad: ¿Con qué frecuencia se debe tener sexo según la edad? [FOTOS]

6. Inspírate

El mayor problema de este tipo de conversaciones es pensar “qué le digo”. Si no se te ocurre nada, pues siempre es bueno buscar “fuentes de inspiración”. Libros eróticos, películas para adultos y las llamadas eróticas pueden ser “inspiradores”.

7. Práctica

Una vez que hayas escogido tus palabritas y frases clave, debes practicarlas cuando estés a solas. Dilas en voz alta una y otra vez, hasta que suenen como a ti te gusta y se te haga natural poder decirlas cuando estés con él. Las cosas que pueden sonar tontas o “raras” las primeras veces que las decimos, se vuelven normales y fáciles después de la quincuagésima repetición.

8. Inclúyelo

Otra estrategia es que lo incluyas a él en la conversación: “¿Te gusta cuando me toco aquí?” “Dime cómo te gusta”.

9. Masajea su ego

Elogiar las partes de su cuerpo que te gustan mucho, es un infalible “levanta ego y enciende pasiones”. Los hombres también son susceptibles a los halagos.

10. Anúnciale tu orgasmo

Tal vez, la mejor frase que puedes decirle es: “estoy llegando!”. Eso los mata! Tan simple y tan poderoso. ¿Por qué? Porque disparas su ego hasta las nubes, haciéndole saber que ha logrado llevarte hasta el máximo éxtasis. Y  al anunciar la llegada de tu orgasmo amplificas las sensaciones y el placer para ambos.