Docentes con sentencia por violación no podrán trabajar en colegios públicos ni privados

El ministro de Educación, Daniel Alfaro aclaró que los docentes y auxiliares que tengan sentencia por el delito de violación sexual ya no podrán trabajar en colegios públicos ni privados que funcionen en el territorio peruano.

Docentes sentenciados por violación no podrán trabajar

Docentes sentenciados por violación no podrán trabajar.

29 de Septiembre de 2018 10:15 am.

El ministro de Educación, Daniel Alfaro aclaró que los docentes y auxiliares que tengan sentencia por el delito de violación sexual ya no podrán trabajar tanto en colegios públicos como privados que funcionen en el territorio peruano.
 
Precisó que, según la Ley 29988, esta inhabilitación para laborar en puestos docentes y administrativos en instituciones educativas incluye a los profesores y auxiliares que tengan sentencia firme en los delitos de terrorismo, apología del terrorismo y tráfico ilícito de drogas.
 
 

SEGURIDAD DE LOS ESCOLARES

 
Al respecto, Alfaro informó que el Ministerio de Educación (Minedu) ha procedido las últimas dos semanas a destituir a 583 docentes y administrativos de colegios públicos con el propósito de garantizar la seguridad de los escolares.
 
Explicó que el Minedu está generado mecanismos con los colegios privados para que ellos también puedan cruzar información con la base de datos de dicho portafolio a fin de evitar que estos profesores sentenciados trabajen en sus aulas.
 

SANCIONES CORRESPONDIENTES

 
“Por su puesto, los colegios privados que contraten a estos docentes recibirán las sanciones correspondientes”, manifestó Alfaro en declaraciones a la Agencia Andina.
 
Señaló que la protección de nuestras niñas y niños es una política de Estado y con ese fin el Minedu ha aprobado lineamientos para promover la convivencia escolar y prevenir la violencia en las escuelas.
 

 

TOLERANCIA CERO

 
“Tolerancia cero con los agresores sexuales, condenar la violencia sexual debe ser un compromiso de todos”, sostuvo.
 
El titular de Educación manifestó que la infraestructura emocional es uno de los lineamientos básicos de su gestión porque “queremos escuelas seguras y libres de violencia y la realidad nos exige acciones contundentes para proteger a nuestros niños y adolescentes”.